Revisionando La Matanza de Texas, génesis del Terror Rural

matanza-texas-robiro

Tengo recuerdos muy vagos de mi primera vez con La Matanza de Texas. Recuerdo a Leatherface, los ganchos de carnicero y la motosierra pero poco de sus acontecimientos o protagonistas. Decidido a refrescar mi memoria me puse a revisionar La Matanza de Texas.

Producida, escrita y dirigida por un estudiante de cine llamado Tobe Hopper, contó con unos ajustados 14.000 dólares de presupuesto recaudando solo en los Estados Unidos 30 millones de dólares. Alabada y censurada por partes iguales, la Matanza de Texas se ha convertido en una obra cumbre del cine de terror y en la génesis de un subgénero que hoy en día sigue dando guerra: el terror rural, donde los incautos protagonistas son víctimas de lugareños en apariencia inofensivos que resultan convertirse en su peor pesadilla.

Volviendo la vista atrás en el tiempo tal vez el primer atisbo de terror rural se vio en 1964, justo diez años antes de La Matanza de Texas con la película 2000 Maniacos, donde unos viajeros se perdían llegando a un pueblo de apariencia idílica pero con un letal gusto por la sangre. 2000 Maniacos podría haber sido la primera película de terror rural pero su morbo grotesco la acercan más a obras de espíritu transgresor al estilo de Pink Flamingos (1972). Estas películas, desagradables y explícitas como ninguna, terminan siendo un batiburrillo mas cómico que aterrador pero La Matanza de Texas impacta desde una perspectiva más seria. Aunque nació con pocos medios se convirtió en un hito del cine de terror, en la Psicosis de los tiempos modernos.

La Matanza de Texas fue la primera película de Tobe Hopper y junto con Poltergeist la mejor obra de su director. Ya desde el primer plano nos atrapa su estética de serie B, cutre pero de forma deliberada con una fotografía diseñada para que incluso lo trivial llegue a resultar incómodo. La lente de Tobe Hopper convierte a Texas en un inquietante lugar que deforma a sus habitantes. Las gasolineras destartaladas, los vehículos abandonados, las granjas aisladas, todos estos elementos convertidos en clichés hoy en día tuvieron su génesis en esta película donde lo cotidiano se convierte en un infierno.

matanza-texas-cena-robiro

Una inolvidable reunión familiar

Una vez empieza no hay salida en La Matanza de Texas, una película sumamente violenta y desagradable sin apenas mostrar sangre. Es tan contundente que no necesita de artificios ni hemoglobina. La visión de Leatherface, su granja, su familia y su motosierra resultan tan realistas como el mejor documental. Aunque su guión sea funcional, sus actores cumplan sin más y el devenir de acontecimientos sea previsible, no puede ser más auténtico. Desde el comienzo hasta el fin se respira un aroma malsano que no hace más que crecer hasta su aterrador clímax. Texas es desde de entonces un territorio letal donde nadie en su sano juicio se atrevería a cruzar.

Después de triunfar en todo el mundo (fue prohibida en varios países) la crítica especializada halagó la película por su estilo malsano y efectivo, convirtiendose en clásico instantáneo y marcando un punto y aparte en el género de terror. El propio Spielberg contó más tarde con Tobe Hopper para rodar Poltergeist, aunque según las malas lenguas su autoría no está del todo clara. Otro maestro del cine como Ridley Scott admitió la influencia de La Matanza de Texas a la hora de rodar su obra maestra: Alien (1978).

Mas tarde llegaron las secuelas, cada una más delirante y explícita que la anterior hasta que en 2003 se estrenó el inevitable remake. Firmado por Marcus Nispel es un más que aceptable espectáculo de terror aunque no se acerca al impacto que supuso la película original.

La Matanza de Texas ya forma parte de la historia del cine ocupando los primeros puestas en las listas de películas más terroríficas.  Su transcendencia tuvo para el estado de Texas un daño similar al vertido por Spielberg y su Tiburon en las aguas de todo el mundo. A partir de entonces si nuestro coche nos deja tirados en mitad de la nada yo no miraremos de la misma forma al simpático lugareño que nos ofrece ayuda.

5 comentarios de “Revisionando La Matanza de Texas, génesis del Terror Rural

  1. The best part was going out without our four kids! LOL Now that they are older staying in to watch a movie would be fun. Any good ones before 1970 come to mind?

  2. I am usually to blogging and that i genuinely appreciate your site content. This great article has really peaks my interest. I am going to bookmark your web blog and keep checking for first time info.

  3. : oui je comprends ton avis. Pour ma part, je m’attendais à un film du genre American Pie et, du coup, c’est tellement une bouffée d’air frais que j’ai bien aimé au final… après c’est clair, et on est d’accord là-dessus, c’est avant tout un film destiné aux jeunes (ado) @Marc-André : pareil que toi! Je l’ai trouvé frais également! VA:F [1.9.21_1169](from 0 votes)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *